La necesidad de dedicarle tiempo en los medios de comunicación a la divulgación científica –incluidos un noticiero científico y una publicación seriada-, un espacio para encuentros profesionales y sociales entre académicos e investigadores y de darle una batida a las pseudociencias, fueron destacados en el I Simposio Nacional de Sociedades Científicas. 

Intercambios de ideas ricos y profundos, expresados desde el compromiso y el sentir de mujeres y hombres de ciencia, coincidencias de criterios acerca de diversas temáticas y la satisfacción por el reencuentro, caracterizaron la jornada inaugural. 

Los análisis y las propuestas de trabajo conjunto entre las sociedades demostraron la pertinencia de la realización de esta cita, como un primer paso de un largo camino hacia la integración y una mayor colaboración, que debe ser construido por todas, destacó la doctora María Aurora Soto, presidenta ejecutiva del simposio. 

Foto: Raquel Sierra

Organizado para los días 11 y 12 de julio por la Academia de Ciencias de Cuba y con sede en la Biblioteca de Casa de las Américas, el encuentro reunió en su primera jornada a representantes de más de una veintena de sociedades científicas para debatir sobre temas de actualidad.  

Mucho de qué hablar 

La sesión abrió con la conferencia El Sistema de Ciencia, Tecnología e Innovación en Cuba: Indicadores y Políticas, a cargo de Armando Rodríguez Batista, director de la Dirección de Ciencia, Tecnología e Innovación, del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente (Citma). 

Según explicó Rodríguez, los pilares de la política cubana de Ciencia, Tecnología e Innovación (CTI) son el desarrollo de recursos humanos propios, asimilar el conocimiento y las tecnologías internacionales y generar tecnologías propias, con el fin de alcanzar impactos sociales y económicos.

En Cuba, reveló, 86 mil 426 personas están dedicadas a actividades de CTI, y de ellas el 53 por ciento son mujeres, mientras que de seis mil 839 investigadores categorizados, 48% son mujeres. 

El panel Visión de género tuvo como panelistas a la doctora Beatriz Torres, de la Sociedad Cubana Multidisciplinaria para el Estudio de la Sexualidad (Socumes), el master en ciencias Felino Martínez, la doctora Lourdes de Con Campos (ambos de la Asociación de Lingüistas de Cuba) y la estudiante Amanda Terrero (Sociedad Cubana de Ciencias de la Información). 

Entre los tópicos expuestos estuvieron Envejecimiento, sexualidad y enfermedades crónicas. Desde un enfoque de salud y derechos, El lenguaje y el género, Las mujeres y la ciencia y la Génesis femenina de las humanidades digitales, a partir del ejemplo de Ada Byron, condesa de Lovelace (1815-1852), matemática, escritora y precursora de la programación. 

Conferencia del simposio Foto: Raquel Sierra