Los avances alcanzados por la agricultura urbana, suburbana y familiar en la ciudad fueron reconocidos durante el recorrido 84 del Grupo Nacional por todos los municipios habaneros.

Según declaró a Tribuna de La Habana, Elizabeth Peña Turruellas, jefa del Grupo Nacional de Agricultura Urbana, en relación con la visita precedente, se ha trabajado fuertemente en el subprograma de abonos orgánicos, una debilidad que tenía la provincia y ya ha venido rescatando a producción, tanto a nivel local como en los propios centros de abonos orgánicos.

“Se está avanzando, hay un buen ambiente político y social, las personas están involucradas en la tarea y hay que rescatar lo que llegó a tener La Habana en los años del período especial”, apuntó Peña.

Al respecto, recordó que la provincia registró entonces unos 88 000 patios incorporados al movimiento de la Agricultura Urbana, que en la actualidad inciden en el rescate de la producción de patios en todas las provincias y más aquí, por la elevada cifra de habitantes de la capital y  la población flotante.

Hasta ahora, “se han rescatado unos 44 000, pero consideramos que se puede llegar a tener lo que tuvo y continuar avanzando, porque potencialidades y reservas hay, pero ese es un trabajo muy importante que tenemos que hacer a nivel de consejo popular”.

A su juicio, las potencialidades hay que buscarla en los patios y las parcelas, y en los puntos de venta que deben rescatarse.

La ciudad debe trabajar tanto en el manejo agroecológico de plagas y en la producción de los medios biológicos. Para ello, precisó, deben acabar de rescatarse y poner en plena producción los Centros de Reproducción de Entomófagos y Entomopatógenos (CREE), pues de los cuatro existentes hoy solo funciona uno, el IMRE 1.

“Hay que trabajar urgente por ponerlos a producir, porque eso está incidiendo en los resultados: no están los medios para aplicar y, además, no hay un manejo agroecológico en las unidades, entre ellas las plantas repelentes y las trampas de colores que deben estar en las unidades, eso da al traste con los resultados.

Los cinco gigantes

Al concluir el balance donde se dio a conocer la puntuación alcanzada por la capital, de 93,47, con avances en 12 de los 15 territorios habaneros, Peña indicó que ha progresado también en la producción de semillas y en la recuperación de los cinco organopónicos gigantes: La Coca, en La Habana del Este; El Roble y CDR, en Guanabacoa; Primero de Mayo, en el Cotorro, y Fontanar, en Boyeros.

“Estas unidades son el polo productivo de producción de hortalizas de en La Habana, que el Ministerio de la Agricultura ha decidido fortalecer con nuevos sistemas de riego, toda vez que, por su explotación durante tantos años, los existentes están muy deprimidos”, explicó.

No obstante, destacó, la capital tiene que trabajar en cada uno de los territorios donde se encuentran y ser ágiles en reanimarlos desde el punto de vista constructivo.

“Hay que trabajar en las guarderas de las cámaras, el relleno de canteros y canoas, el  drenaje de las unidades y en el edificio socio administrativo de la unidad, antes de poner los nuevos sistemas de riego y la nueva malla para el semiprotegido, recursos que ya se encuentran aquí, para reinaugurarlos en saludo al Aniversario 500 de La Habana”, dijo.

“Cuando se reanimen desde el punto de vista constructivo y tecnológico, los rendimientos van a crecer”, estimó.

Recorrido 84, resultados

Tras recorrer diferentes unidades productivas por los municipios y evaluar los subprogramas de la Agricultura Suburbana, el equipo de evaluación concedió el primer lugar al Cotorro, con 94,5 puntos, seguido de Boyeros (92,60) y Arroyo Naranjo (91,80).

En el cuarto lugar general y primero en la Agricultura Urbana se ubicó Playa, seguido por Cerro, La Lisa, Marianao  y La Habana del Este. Las calificaciones más bajas las obtuvieron Centro Habana (85) y Plaza (89).

Por sus resultados favorables, recibieron la condición de Cuarta Excelencia la finca Vista Hermosa, de Misael Ponce, de Guanabacoa, y La Purísima Concepción, de Emilio Interián, de Arroyo Naranjo.

También recibieron la condición de Excelencia la finca La cubana, del Cotorro; el patio cunícola de Elson Morales, de Plaza; y la Tercera Corona, la finca de Equinoterapia Paulino, de La Habana del Este.