Sin mayores contratiempos, prácticamente  -como quién dice- a pedir de boca, transcurrió la prueba dinámica, que tuvo lugar este domingo y, en su funcionamiento práctico, sometió a diagnóstico todos los engranajes y mecanismos del sistema electoral, que entrarán en acción el venidero domingo 24, cuando en ejercicio democrático sin precedentes, sea sometida a referéndum popular la nueva Carta Magna, que luego de un profundo debate a nivel de cuadra, centros de trabajo y estudiantiles, fuera aprobada por la Asamblea Nacional del Poder Popular.

De recorrido por colegios electorales de los municipios Plaza de la Revolución y Playa, el equipo de Tribuna de La Habana comprobó que, en sentido general,  el ejercicio se desarrolló según lo previsto, sin sustos ni contratiempos insalvables.

Digamos, por ejemplo, que de los colegios visitados, solo en el No. 1, de la Circunscripción 9, de Plaza, el televisor estaba descompuesto y fue detectado error en la asignación de uno de los teléfonos, esto último solucionado de inmediato, y ya en camino la respuesta para el problema con el electrodoméstico.

En los restantes, otros cinco repartidos en las dos localidades antes mencionadas, las tareas y acciones planificadas funcionaban en tiempo y forma, según declararon los respectivos presidente(a)s de las mesas electorales o alguno de sus otros integrantes, ya fuera secretario, vocal o sustituto.

Roberto Cárdenas Santos, presidente de la Comisión Electoral Provincial de La Habana Foto: Roly Montalván

Aquí, como en los 4 mil 207 colegios habilitados en toda la capital, este domingo las puertas abrieron a las siete de la mañana, según información ofrecida por Roberto Cárdenas Santos, presidente de la Comisión Electoral Provincial, quien ponderó la puntualidad e interés de las autoridades de las mesas electorales, y también de los enlaces y todo el personal de apoyo.

Cárdenas Santos explicó que, salvo los pioneros y los electores, no faltó nada ni nadie. Todo estaba a punto: personal, registros, cabinas debidamente acondicionadas para ejercer un voto íntimo, teléfonos y autos, en función del flujo de las comunicaciones.

En un primer tiempo fueron tocados con la mano los aseguramientos materiales, para luego, con 100 boletas de prueba, totalmente diferentes a las reales, poner en práctica las posibles variantes de voto, y así ejercitar conteo, parte y su trasmisión desde aquí a las Comisiones municipales, de esta a la provincia y finalmente a la nación.

Durante el intercambio se supo que en La Habana funcionarán 47 colegios especiales en establecimientos de grandes concentraciones de público como aeropuertos, hospitales, terminales de ómnibus y de ferrocarriles.

También trascendió que ya están nuevamente acondicionados y listos los 27 Colegios que fueron afectados por el tornado, y que  a fin de que ninguno del millón 600 electores registrados en la capital deje de ejercer su derecho al voto por cuestiones ajenas a su voluntad, están tomadas las medidas para que los evacuados, albergados y constructores puedan hacerlo allí donde tienen techo temporal o trabajen en ese momento como será el caso de los dignos Hombres de los Cascos Blancos, entregados la recuperación.

De igual manera, cuando se trate de ancianos o enfermos imposibilitados, le llevarán la boleta a sus manos.